El cuidado de la salud bucodental de nuestros pacientes nos exige utilizar la tecnología de vanguardia que ofrezca los mejores resultados por lo que, en Sé Tú Clínica contamos con el escáner intraoral 3D.

Un escáner intraoral en tres dimensiones es un aparato que nos permite realizar impresiones tridimensionales de la boca de una persona.

El escáner dental es muy útil para cualquier tipo de tratamiento odontológico, pero cabe destacar los tres grandes beneficiados:

Estética dental: el diseño de sonrisa sólo es posible gracias a la precisión de sus mediciones y a su capacidad de predecir los resultados finales.

Ortodoncia: precisión y predictibilidad es lo que hace falta en los tratamientos de ortodoncia para fabricar unos alineadores perfectos.

Implantología: la cirugía guiada nos permite colocar implantes dentales incluso en los casos más complejos con resultados asombrosos.

Antes de comenzar el tratamiento se debe realizar un estudio completo que consiste en la realización de fotografías, radiografías e impresiones de la boca.

Tradicionalmente, la manera de realizar estas impresiones consistía en introducir una cubeta con una pasta en la boca del paciente (alginato y escayola). Actualmente, en nuestra clínica ya no utilizamos dicho molde, sino que lo hemos sustituido por el escáner.

Para llevar a cabo el escaneado, el profesional pasa el lápiz con la cámara incorporada por toda la boca del paciente. Al mismo tiempo, la cámara envía al monitor una recreación en 3D

De esta manera, se pueden ver en tiempo real todas las imperfecciones y correcciones que deben hacerse

Una vez que el profesional ha terminado de pasar dicho lápiz por todas las caras de los dientes del paciente, el sistema crea una recreación completa de la boca.

El escáner intraoral 3D tiene importantes beneficios tanto para el paciente como para el ortodoncista

  • Se mejora mucho la precisión con respecto a las impresiones tradicionales. De esta manera, se evitan las restauraciones y reconstrucciones y la necesidad de repetir las tomas.
  • Es un sistema muy rápido, pues el envío de los registros es inmediato, y eso acorta los tiempos de los tratamientos.
  • Es mucho más cómodo para los pacientes, ya que las impresiones tradicionales pueden sofocar e incluso provocar nauseas que hacen pasar un mal rato al paciente.
  • Su tecnología 3D permite ver la impresión de la boca fácilmente y entender todo el proceso del tratamiento. Además, de esta manera también es más sencillo seguir la evolución del procedimiento.
  • Su capacidad predictiva mejora los porcentajes de éxito de los tratamientos odontológicos, y ayuda a conseguir mejores resultados.

En definitiva, el escáner dental es un avance tecnológico que facilita notablemente el trabajo al odontólogo y que mejora la experiencia del paciente y los resultados de su tratamiento.

¡Llama al 964 506 745 y empieza a ser tú!